Seguidores

jueves, 1 de noviembre de 2007

Mis Labores


Dicen, que los hijos,traen un pan debajo del brazo.Aunque yo, por mas que miré las sobaqueras de los mios no encontré nada,ni un bollito pequeño que echarme a la boca.

Cuando me puse de parto de mi hijo el mayor,era la 1 de la madrugada más o menos, estaba en la cama comiendo unas galletas,serian un antojo,cuando de pronto... ¡zas!.,me dio un dolor y rompí aguas.Mi marido bajó corriendo a casa de mis padres,pues vivían en el piso de abajo,para que me llevaran al hospital,por que nosotros no teníamos ni coche.Nos fuimos los cuatro.mis padres mi marido y yo,evidentemente,para allá,al hospital de La Paz,que era el que me correspondía, cuando llegamos me miró la matrona y me dijo que estaba para ingresar pero que allí no había sitio,y nos mandaron a uno que se llamaba La Gota de Leche,¡toma ya el nombrecito! ,mi padre iba nervioso perdido y preguntándome a cada momento que si iba bien, y mi madre le decía..."Pepe cuidado con los baches que va a echar al niño por la boca".Cuando llegamos a la Gota esa...otra vez lo mismo, que sí estaba para ingresar pero que allí tampoco había sitio,y nos mandaron al Hospital de la Cruz Roja,,,¡hala! para allá que nos fuimos,ésto era un desvarío, mi madre que parecía que era ella la que iba a parir,mi marido blanco como el papel, y mi padre saltándose los semáforos en rojo...Yo, iba mirando a uno y a otro,porque me encontraba bien,todavía no me dolía apenas.Por fin, llegamos y me ingresaron, lo que más recuerdo es que me metieron en una habitación que se llamaba Sala de Labores,y pensé,,,¿Es que voy a hacer ganchillo o a dar a luz?...y a las 9 menos cuarto de un sábado 27 de julio nació mi retoño.Pero se conoce que no tuve bastante con esa experiencia,que acudí a la Sala de Labores dos veces más..




16 comentarios:

Genín dijo...

jajajaja Esta es mi gatita !!!
Me he descosido de risa...jajaja
Supongo que no volverias a la sala de labores dos veces el mismo dia ¿No?
Si ya se que fueron los otros partos...jajja
Pues cuidado que lo pasaron mal, tu familia porque tu, tan tranquila...jajaja
Pues mi primer parto fué en Montreal, con la nevada mas grande de la historia, sin cachondeo. No circulaban los coches, al final, me tuvo que llevar uno de bomberos con cadenas. Yo lo pasé fatal y mi mujer ni caso...jajaja
Salud, Genín

Airblue dijo...

No sé si reir o llorar Gata, aunque la verdad es que la situación que nos cuentas era antes bastante común y.... no creas que ha cambiado mucho ... suele ser normal que las primerizas ingresen cuando se tiene el primer dolor y lo que la gente no sabe es que esperan hasta que haya una dilatación al menos de 1 cmtr. En el primer parto hay que "borrar" así se llama, vámos que hay que hacer el camino que ya queda preparado para los proximos partos y muchas veces te mandaban para casa. Ahora, que hacerte recorrer hospitales por falta de camas ..... eso sí que es imperdonable. La verdad es que si diéramos un repaso por ahí, raro es quien no tiene su anécdota.
La de Genio por ejemplo es espectacular. je.je.
Y no, no vienen con un pan debajo, ni siquiera con colines, son una enfermedad de 9 meses y una convalecencia de toda una vida :-)

Besos guapa.

Leo dijo...

Si que cuentas las cosas con una gracia que ni pa que, como dicen los andaluces,jajajaja.

Me estaba imaginando la escena.Y es que es de pelicula, jajajaja.

Ahora los niños traen una geinboy en la mano, y un mp3 en la otra, con mobil con cascos incorporados,¡que te crees!

Besitos a todos Leo

Gatadangora dijo...

Hola chicos,muchas gracias.Creo que todos tenemos anécdotas de cuando nacieron nuestros hijos.

Genín...¡anda que también lo tuyo con bomberos incluidos!....jajajaj.
No sé porque a los niños les encanta venir al mundo,cuando,nieva,llueve,a las tantas de la madrugada,y hay huelga de taxis...jajaja.Besos

Air,lo que pasa que como habia roto aguas ya no me dejaron que me fuera a mi casa,pero mientras íbamos de un lado para otro,y además cuando llegamos a ese hospital,mis padres tuvieron que volver a casa a por un camisón porque ahí no lo daba el hospital,y entonces me quedé con mi marido en la sala de espera hasta que llegaron,vamos que entre unas cosas y otras no ingresé hasta las 4 de la mañana,y yá si me encontraba mal.Más besos


Leo,pues sí ahora los niños ya vienen con el movil incorporado de fábrica...jajajaja.
La verdad que parecia una película de esas de Esteso y Pajares...jajajaj.Y más besos

Anónimo dijo...

La verdad Gati es que en cuestiòn de "partos" no hay uno que no tenga anècdotas.

Mi primer hijo, Daniel se anunciò a las 10 de la noche de un dìa sàbado. Vivìamos entonces en la Ciudad de Mèxico (enorme) y el Hospital Español (donde iba a dar a luz) quedaba màs o menos a 12 Kms del piso donde vivìamos.

Por la tarde de ese sàbado habìamos ido a una Kermesse que se hacìa en la Plaza de las Tres Culturas, en donde no faltaban los "antojitos" mexicanos y toda serie de golosinas. Yo, que siempre he sido de buen diente me despachè con la cuchara grande y no faltò cosa que no probara.

Al llegar al Sanatorio y pasarme a revisiòn, vieron que la cosa ya estaba en puertas, por lo que me metieron directamente en la famosa "Sala de labor" y allì empezò el sainete.

Como yo habìa gritado a todo el que me quisera oir que no querìa anestesia no me durmieron, pero de cualquier forma para evitarse los gritos me pusieron un "Coktail" intravenoso que lo ùnico que hizo fuè revolverme el estòmago, bien cargado por el atracòn de la tarde.

Y !Ahi està la cosa!... Yo "pujaba" y el niño salìa.... pero entonces me venìa el vòmito y el niño volvìa a subir.

Asì durante dos horas...!Que oso!

Aun me sorprendo de que mi hijo sea Doctor en Ciencias Biològicas yo siempre supuse que terminarìa de ascensorista.

Besos Ely

Genín dijo...

¡¡¡ MIAAAAUUUUUUuuuuuu!!!
Solo dejarte un besito y...salud, que no falte, Genín

Jerusalem dijo...

¡¡ Mira que hablar de partos, eso es darle pie a Genil para hablar de la mili! Jajajajaja

Gatita, yo tuve uno y la experiencia fue tal que ya no tuve más. jejeje

Un besote grande
Posdata: Te gustó mi cambio de blog :-)

Gatadangora dijo...

Ely,veo que te diste un buén atracón....jajajaja....con lo mal que se pasa,encima con vómitos,¡¡¡pobre!!.Si es que los hijos cuestan un momntón traerlos al mundo y más cuando no te decides a echarlos...jajajaja.
Besos

Genín,no sabes de la que te has librado...jajaja.

Besos pá ti también.

Jerusalem,tu si que sabes...jajaja,lo que pasa es que mis tres hijos vinieron,sin buscarlos...jajajaj¡¡anda que si llego a querer,tengo siete!!.

Si ,me ha gustado el cambio de look,cualquier dia hago lo mismo.

Besoooooos

Jerusalem dijo...

Tres gatitos o gatitas? jajajaja
Gatilla, que te he dedicado un post en mi blog (Que conste que no soy poetisa y lo he hecho lo mejor que he podido) jejeje

besotes

Kayara dijo...

Gatita eres la leche¡¡

Pues yo tambien le busqué a la mía el pan debajo de todas partes y lo único que le descubrí fue un buen par de amplificadores, porque hay que ver con que ganas lloraba la jodía...
Mi anécdota fue con el padre, que se puso tan nervioso cuando me empezaron los dolores que le tuve que poner tarea. Yo lo tenía controladísimo y estaba la mar de tranquila y le dije que aguantaríamos antes de ir al hospital, porque total, me quedaba para largo...Como no paraba de dar vueltas por la casa sin hacer nada ,le dije que fuera calculando cada cuanto me daban los dolores, así que lo tenía entretenido apuntando la hora exacta de cada contracción, y el tiempo que transcurría entre una y otra...y claro como es de letras, ahí ya perdía un ratillo, ja,ja,ja. Creo que así lo tuve como unas dos horas, en las que yo podía preparar mis cosas tranquila,hacer mis respiraciones, y de cuando en cuando, tranquilizarlo a él..

Muchos besos Gatita¡¡

Gatadangora dijo...

Gracias Jerusalem por tu post dedicado a ésta gata...que estoy maullando de alegria.
Besos

Kay,habria que escribir un libro con las anecnotas más curiosas que han ocurrido en los partos y creo que seria la mar de gracioso.Gracias guapa.
Besos

Airblue dijo...

Gata ..... tengo envidia .... te han dedicado un poema. Nuestra amiga cordobesa y su corazón de oro. No te quejarás ... no.... ya leo, tas orgullosa y emocioná.

Besos :-)

JON dijo...

¡Guau!, que le disteis vueltas para tener al niño, espero que no os desplazarais en un taxi, la factura habria sido tremenda.
Mi dueña en el parto del segundo, cuando tenía las contraciones, se le dió por cantar el himno del Deportivo, no paraba, mi dueño no sabia ,si reir o llorar,en esos momentos seguro que era la mejor seguidora del equipo.
No te preocupes por ser una gatita, yo me llevo bien con todas las hembras del reino animal.
Un lametazo cariñoso:
Jon reporperro

Gatadangora dijo...

¿Has visto Air?,soy una gata con suerte...creo que no hay muchas que nuestra linda jerusalem le haya dedicado un poema,así que me considero una privilegiada.
Besoso.

¡¡Hola Jon!!,gracias por tu visita tan agradable.Me he reido un montón con lo que cuentas de tu dueña que cantaba el himno del deportivo....jajaja.
Besos y espero verte a menudo.

mery dijo...

Llegué a tu blog de casualidad. Muy interesante lo que se lee por acá :)
Ya que estoy te dejo una recomendación. Tal vez te interese visitar una página que encontré muy útil. Es para aprender inglés en línea. Además tiene diccionario y traductor y todo totalmente gratis. Trae lecciones en audio y pronunciación figurada.
Te dejo la dirección por si te interesa, a mi me pareció muy buena:

http://www.ingles-curso.com

PIZARR dijo...

Caramba chicas con las aventuras que os habeís corrido con los partos ! Y yo sin enterarme de que va eso de parir!

Fuí a una revisión rutinaria y no salí de alli.... de pronto todo el mundo empezo a correr y a pedir cosas y me vi panza arriba en un quirófano... sola.... llena de cables que al parecer indicaban que la niña corria un gran peligro...sin mi bolsita ni la de mi niña, que estaban adecuadamente preparadas desde hacia meses... LO MAS MADE IN PIZARR DE TODO.

Me durmieron sin preguntar y lo siguiente fué ... yo tendida en una cama hecha polvo.. una semana espantosa de dolores... 18 kilos menos desde el momento en que entré en la consulta, hasta que salí con mi niña 8 días después.

Parecía pluto, no me tenía en pie. VAYA EXPERIENCIA

Tampoco repetí...

Besitos a tod@s